jueves, 29 de septiembre de 2016

El 29% de quienes piden ayuda contra adicciones tiene problemas con el alcohol

Un estudio estatal sobre adicciones revela que en la Comunitat Valenciana el alcohol es la sustancia más consumida (29 %) por las personas que han acudido a pedir ayuda por primera vez para recibir tratamiento en 2015, por delante del cannabis y la cocaína (24 % en ambos casos).
Los datos se recogen en un trabajo de la red UNAD, una plataforma europea para la atención a personas con problemas de adicciones, en el que ha participado la organización castellonense Patim -dedicada al mismo fin- y que muestra las tendencias y el perfil de las personas atendidas durante el año pasado.
La comparativa entre aquellos que han solicitado tratamiento por primera vez en 2015 y el total de personas con problemas de adicciones refleja la disminución en el consumo de cannabis (-2 %) y cocaína (-1,9 %).
También refleja un aumento en el consumo de otras sustancias, como la heroína (que crece en un 2 %) y el caso de las adicciones sin sustancia (que aumentan en un 1 %).
Los datos corresponden a ocho organizaciones de trabajan en la Comunitat Valenciana, que atendieron a 2.704 personas el año pasado.
El informe distingue entre personas atendidas en 2015 y aquellas que solicitaron apoyo por tener problemas de adicción.
Según el estudio, el perfil de la persona atendida por UNAD Valencia (servicios de prevención, asistenciales o jurídicos) es un varón (76 %) de entre 26 y 44 años (52 %).
En cuanto a las drogas más consumidas, en primer lugar se encuentra la cocaína (31 %) seguida por el alcohol y el cannabis (26 % cada una).
También se concluye que el 68 % de las personas que han demandado ayuda, por problemas de adicciones consumen varias sustancias, son adultos de entre 26 y 44 años (58 %) y se iniciaron en el consumo entre los 16 y los 25 años (78 %).
En relación al género, encontramos que en las entidades de UNAD Valencia se atendió a una mujer por cada tres hombres.
Las mayores diferencias se encuentran en el consumo de sustancias, así, el alcohol es más consumido por mujeres (36 %) que por hombres (30 %), mientras que el consumo de cannabis se da más entre los hombres (un 16 % de mujeres consume cannabis, frente a un 21 % de hombres).
En el ámbito de las adicciones sin sustancia hay un 9 % de hombres que buscaron ayuda frente a tan solo un 2 % de mujeres.
En lo que se refiere al área de prevención, el grueso de las personas que se beneficiaron de los programas de la red UNAD Valencia fueron jóvenes de entre 26 y 44 años (33 %), seguidos de menores de 16 años (28 %).
Existen diferencias por género dentro de los servicios de prevención, mientras que la mayor parte de las usuarias tiene entre 26 y 44 años (38 %), en el caso de los varones, la mayor parte tiene entre 16 y 25 años (39 %).
Se trata de un trabajo elaborado por el Colegio de Sociólogos que ha contado con la colaboración de la Delegación del Plan Nacional sobre Drogas (Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad).
Ha estado coordinado por UNAD, entidad integrada por más de 260 asociaciones repartidas por todo el Estado, que en 2015 atendieron a 181.005 personas.
Esta red desarrolla anualmente más de 2.000 programas, de los que se benefician alrededor de 1.200.000 personas.
Patim forma parte de esta plataforma desde hace más de 25 años y en la actualidad es miembro de su junta directiva.

Fuente: Levante-emv

No hay comentarios :

Publicar un comentario